Aguirre hizo de la prolongación de la línea 7 un acto de campaña y se ahorró los estudios necesarios. Después de 25M en sobrecostes y tras negar mil veces el riesgo de derrumbe, Ayuso cierra la línea sin dar explicaciones. Gobierno de irresponsables, chapuceros y temerarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Scroll Up